El domingo 4 de julio se realizó un festival y un abrazo simbólico al Parque Agronomía. Hubo música en vivo, radio abierta, junta de firmas y donaciones para barrios populares. Participaron organizaciones sociales y vecinales. Fuente: Brújula Barrial (Por Mateo Missio)

Desde hace 15 meses el acceso al Parque Agronomía está prohibido para el público. El portón de entrada de Av. San Martín y Nogoyá, está cerrado y custodiado por policías. En Zamudio y Tinogasta, otra entrada, levantaron un muro de más de 3 metros de alto. La puerta de Constituyentes y Beiró, está bloqueada con candado y cadenas.

Ante esta situación, y con la urgencia de habitar espacios al aire libre, decenas de personas agrupadas en el colectivo Agrono de Todxs, convocaron a un festival el domingo 4 de julio. Con el apoyo de la organización Barrios de Pie, se llevó adelante una radio abierta y un recital acústico; junta de firmas y de donaciones para barrios populares de la zona.

El evento tuvo lugar en la esquina de Zamudio y Tinogasta, donde la gestión de la Facultad de Agronomía de la UBA, cuya decana es Marcela Edith Gally, levantó el muro de más de 3 metros de alto. Una vez finalizado el acto, las personas que quedaban caminaron, cantando y aplaudiendo, hasta la entrada de Av. San Martin y Zamudio para abrazar simbólicamente al parque y reclamar por su reapertura.

Las autoridades de la Facultad continúan sin escuchar el reclamo de la comunidad. Gracias a la iniciativa del colectivo Agrono de Todxs, el conflicto se trató en la legislatura porteña y fue aprobada una declaración que incita al jefe de Gobierno de CABA, Horacio Rodriguez Larreta, a que interceda ante la Facultad para abrir las puertas del espacio verde.

Teniendo en cuenta que en CABA existe un déficit de espacios verdes, habiendo 6 m2 promedio por habitante, cuando la Organización Mundial de la Salud recomienda que el mínimo sea entre 10 y 15m, nos parece importante que la Legislatura intervenga en pos de buscar la apertura al público de uno los pulmones verdes de la Ciudad.

Entendemos el contexto de pandemia en el que son necesarios protocolos para garantizar la seguridad sanitaria del parque, es por ello que de haber buena voluntad entre las partes podrían realizarse los mismos para que los vecinos y vecinas de la Comuna 15, puedan utilizarlo en un contexto donde los parques se tornan sumamente necesarios e importantes para mitigar los efectos de la pandemia”.

Frente al muro levantado por la Facultad de Agronomía de la UBA que evita el ingreso del público al parque y la conexión del barrio con la a la Av. Constituyentes

El parque hoy llamado “Agronomía” y coloquialmente “la agrono” alguna vez fue el “Parque del Oeste” y ocupó 185 hectáreas. Figura en los mapas de la Ciudad desde 1887 y a partir de 1901 ocupó 30 hectáreas para educación agronómica, que actualmente es la Facultad de Agronomía y Veterinaria de la Universidad de Buenos Aires. Aunque el Parque Agronomía sólo contenía a la Facultad en una parte de su extensión, a lo largo de los años se vio recortado por distintas concesiones. Hoy en día, la Universidad de Buenos Aires tiene total autoridad sobre el predio, a pesar de que legalmente es de uso público, según su categoría dentro del Código Urbanístico de la Ciudad (zonificación Urbanización Parque).

“Que el predio Agronomía permanezca cerrado viola el Código Urbanístico que establece la apertura y uso público de los parques de la ciudad y, por otra parte, están violando la Constitución porteña y el Plan Urbano Ambiental que pauta que no se pueden disminuir los espacios verdes de la ciudad“, declaró Jonatan Baldiviezo, abogado ambientalista y fundador del Observatorio del Derecho a la Ciudad.

Desde Agronomía Abierta destacan que los cierres de la Agronomía comenzaron mucho antes que la pandemia, con concesiones como al Hospital Tornú, al Club Comunicaciones o al cementerio de Chacarita. Pero especialmente hace dos años, los accesos al Parque comenzaron a limitarse más que nunca: “El cierre progresivo lo fuimos naturalizando en los barrios. Como cuando hicieron los módulos del CBC o cuando cerraron la entrada de la calle Zamudio. Década tras década, cada vez había menos espacio porque la Facultad iba abriendo materias, talleres y con esa excusa iban restando espacio público”.

Aunque se encuentre cerrada a la comunidad, según los informes de la misma Facultad durante la pandemia, nunca se interrumpieron las clases y en 2020 se dictaron 356 asignaturas de todas las carreras de grado y tecnicaturas con un total de 720 comisiones. Por ahora, sólo una parte pequeña de la comunidad académica ingresa a la facultad, más concretamente, personas que están haciendo investigaciones en alguna cátedra o campo experimental, amparados por el “Protocolo de Seguridad e Higiene emergencia sanitaria para el retorno de las actividades académicas prácticas de la UBA Pandemia COVID 19” dictado por el Rectorado de la UBA en Diciembre de 2020.

Pero el parque es importante para la comunidad entera y especialmente para la aledaña al predio. Beto, un vecino integrante del Colectivo Barrio Rawson, señaló la importancia en conectividad que tiene la Agronomía: “El barrio vive en relación directa con el parque, porque nosotros teníamos salida a Av. Constituyentes y Av. Beiró por ahí, dos arterias principales de la ciudad que nos comunican con otros barrios, hospitales, escuelas, transportes, trabajos y demás actividades. Todos los que nos mudamos acá llegamos a un barrio que tenía esa conectividad y ahora está cortada. Además del espacio verde que es muy importante, nos cerraron las puertas del barrio”.

Caracteres: 5.175

Fuente y Foto: Brújula Barrial

 87 total views,  1 views today